Villar del Buey

Datos

Villar del BueyLocalización: En plena comarca de Sayago, al suroeste de la provincia, se encuentra esta localidad, que pertenece a la zona electoral de Zamora.
Como llegar: Por la carretera CL- 527.
Distancia a la capital:43 kilómetros.
Superficie (en Km2):134.
Población:800 habitantes.
Comarca: Se encuentra en la comarca de Sayago, al suroeste de la provincia. Tiene como pedanías las localidades de Cibanal, Fornillos de Fermoselle, Formariz, Pinilla y Pasariegos.
Pedanías:Cibanal, Fornillos de Fermoselle, Formariz, Pinilla y Pasariegos.
Actividades principales: Agricultura, comercio y construcción.
Servicios básicos: Dispone de Ayuntamiento, consultorio médico, colegio, frontón y servicio de bibliobús.
Establecimientos e industrias: Cuenta con bar, tienda de comestibles y panadería. También cuenta con dos casas de turismo rural, una en Fornillos y otra en Pinilla.
Lugares de interés: Una de sus construcciones más importantes es El Rollo, una pequeña columna
de piedra situada en la calzada. Destacan también las portaledas y su iglesia parroquial, construida en el año 1775, cuenta con una torre cuadrada, y en su interior alberga un crucificado datado en el siglo XIV. Esta localidad también cuenta con una singular ermita. Además posee bellos paisajes en la zona de los Arribes del Duero.
Gentilicio: Desconocido.

 

DESCRIPCIÓN

Villar del Buey es uno de los municipios de la provincia de Zamora con mayor superficie. En la Edad Media fue jurisdicción de la Orden de Santiago, durante el reinado de Fernando II de León. Todavía perdura El Rollo, una pequeña columna de piedra situada en La Calzada, símbolo de los aranceles que se cobraban por el tráfico de mercancias y ganado.

Entre sus edificios, destaca las portaledas construidas por los indianos entre los años 1900 y 1950 también es notable su iglesia parroquial, construida en 1775, con una torre cuadrada, y en su interior un crucificado del siglo XIV, la imagen de Nuestra Señora de la Blanca, que data del siglo XIV, y pinturas murales, del XVI. En las proximidades del ya desaparecido pueblo de Argusino se ha reconstruido la ermita de Nuestra Señora de la Cruz, donde se celebra la romería en mayo.

Villar del Buey es uno de los municipios de la provincia de Zamora con mayor superficie. En la Edad Media fue jurisdicción de la Orden de Santiago, durante el reinado de Fernando II de León. Todavía perdura El Rollo, una pequeña columna de piedra situada en La Calzada, símbolo de los aranceles que se cobraban por el tráfico de mercancias y ganado.

Entre sus edificios, destaca las portaledas construidas por los indianos entre los años 1900 y 1950 también es notable su iglesia parroquial, construida en 1775, con una torre cuadrada, y en su interior un crucificado del siglo XIV, la imagen de Nuestra Señora de la Blanca, que data del siglo XIV, y pinturas murales, del XVI. En las proximidades del ya desaparecido pueblo de Argusino se ha reconstruido la ermita de Nuestra Señora de la Cruz, donde se celebra la romería en mayo.

Fornillos de Fermoselle. La iglesia parroquial data de la época renacentista, siglo XVIII. En su interior, se encuentran obras procedentes de la antigua ermita.

La principal riqueza de la localidad es la piedra, de gran calidad, y que se extrae de la cantera del Cerro de San Roque. Es muy codiciada en la zona para la construcción por su finura. Muy próximo a Fornillos se encuentra una localidad ahora despoblada, en el Teso de San Roque, lugar en el que también existía una ermita. Los alrededores ofrecen multitud de posibilidades de conocer parajes extraordinarios como los que se pueden ver en el camino a Mámoles, paseando por la ribera, o bajando a la presa portuguesa de Picote.

Pasariegos. Su nombre le viene por ser un pueblo de paso entre España y Portugal. Entre sus monumentos hay que recordar a la ya derruida ermita de la Magdalena, con tintes templarios. En cuanto a su iglesia parroquial, de ascendencia románica por lo que a su espadaña se refiere y a su portada, se hace necesario mencionar su calvario gótico de finales del siglo XIII y sus pinturas murales del XVI. También la naturaleza juega un papel importante. Su ribera es famosa por sus tencas, ranas y sardas. En esa ribera tan solo se mantiene en pie uno de sus molinos, el conocido por 'La Raya'.

Pinilla de Fermoselle. Se encuentra ubicado entre interesantes accidentes geográficos, todos ellos con el río Duero como protagonista y en cuyas piedras se esconden especies en extinción como la cigüeña negra, el halcón peregrino, el buho real o el alimoche. Como centro de culto cuentan con la iglesia de Nuestra Señora del Carrasco, en cuyo interior se puede ver un Calvario realizado en madera en el siglo XIII y un San Miguel procedente de la ermita que lleva su nombre.

 

FIESTAS

Las principales fiestas de Villar del Buey se celebran el 3 de febrero, San Blas, y el 18 de julio, Santa Marina.

Por su parte, Cibanal venera a la Magdalena, el 22 de julio; Formariz hace lo propio con Santa Colomba, el 31 de diciembre; Fornillos de Fermoselle con Corazón de Jesús, el 5 de junio; Pasariegos con San Juan, el 24 de junio, y Pinilla de Fermoselle con San Miguel, el 8 de mayo.

Romerías
Después de la desaparición del pueblo de Argusino bajo las aguas del embalse de Almendra, sus tierras se agregaron al término de Villar del Buey, que también 'heredó' los restos de una iglesia que finalmente desapareció. Pero la añoranza del templo provocó que los vecinos de la zona construyeran una humilde iglesia a orillas del embalse, en el punto más cercano al antiguo emplazamiento. Este edificio se ha convertido en un espacio de culto y reunión de los vecinos de Villar del Buey y pueblos limítrofes durante el primer domingo de mayo, en una romería en la que se procesiona a la Virgen y al Crucificado.

Pero los vecinos de Villar del Buey y Pasariegos acuden en más de una ocasión a otra ermita, la de la Virgen de Gracia, en Villamor de Cadozos. Los lugareños de Villar del Buey acuden a ella el 9 de mayo y el 9 de septiembre, mientras que los de Pasariegos hacen lo propio el 14 de abril y el mismo 9 de septiembre.

Por su parte, Pinilla de Fermoselle celebra una romería muy popular el segundo sábado de mayo. En ella, los vecinos suben procesionalmente desde la iglesia, en un desfile que discurre por un camino largo, que cruza entre viñas, praderas, tierras sembradas de centeno, etcétera. La procesión es encabezada por un gigantesco pendón blanco conocido con el nombre de 'El Viriato', al que sigue la cruz parroquial y tras ella la pendona roja y el estandarte. A continuación, sobre andas, se traslada la imagen del Arcángel, enaltecida con un arco de hiedra y flores y con una amplia banda cruzando su pecho. La comitiva es completada con la mayoría de los feligreses que portan a la Virgen.

A medio camino, la procesión hace un alto frente a un crucero, engalanado con flores silvestres, un monumento que se hinca directamente en la roca natural. Ya en el entorno de la ermita, antes de penetrar en ella, la procesión de una vuelta ritual en torno al edificio sagrado.

 

OPINION

puebloszamora@nortecastilla.es

Guía Comercial

De Pueblo en Pueblo


 


 


 


 
© EL NORTE DE CASTILLA S.A.
Registro Mercantil de Valladolid, Tomo 356, Folio 162, Hoja VA1.044, Inscripción 52.
Domicilio social en c/ Vázquez de Menchaca, 10, 47008 - Valladolid
C.I.F.: A47000427

Vocento

Enlaces:
Semana Santa Zamora
Pinguinos
Correo electrónico de contacto
Copyright © El Norte de Castilla S.A., Valladolid, 2018. Incluye contenidos de la empresa citada, del medio El Norte de Castilla, y, en su caso, de otras empresas del grupo de la empresa o de terceros.